Mal día 2021.10.23

-

MAL DIA

Parece un precepto,

que esté determinado en mi vida

abrir los ojos

y apenas despierta mi mente,

una inquietud avasalladora

comienza a roer con fuerza mi espíritu.


Un espíritu que débil,

como un eslabón roto

se desprende de una gran cadena

perdiendo así, su fuerza

y se pierde en el profundo mar

de un padecimiento que no parece tener fin.


Dolor infinito,

vacío sin fin

se pasean por mi cuerpo,

impaciencia y agonía largas ausencias hostigan mi ser.


Mal día, mal dia

un día, una cotidianidad.

Jeil Parra


MAL DIA

No fue uno aquel episodio gris.

La nube se posó

Y era imposible ver el sol divino,

Yo perdí el significado del tiempo

Y hubo días que no sabía si era domingo o lunes

Todo era igual…. Gris.

El calendario solo podía marcar un ritmo

Mas, no marcaba la dirección

Porque si el tiempo toma la batuta

La vida deja de ser vida.

Y el pensamiento sustituyó al tiempo

Mas, déjeme decirle

Que no fue cualquier pensamiento

Fue un pensamiento revolucionario

El que movió las costumbre de los malos días

Porque hasta a eso se acostumbra el hombre

A vivir mal.

Hubo un hombre

Que en un desierto, gritó:

“No existe la felicidad”

“Sólo existen las trampas del Estado”

Fue muy duro comprender el precepto.

Ese día, las ventanas

Las ventanas oscuras del cielo

Del cielo gris

Se abrieron, “Sale el Sol”.

El sol está ahora entre nosotros

Hace que mi vista se sienta a veces ciega

De tanto color

De tanto calor

Bella humanidad!

Danza de alegría

Suena entre las almas

Que escucharon aquella voz en el desierto.

Alzo mi mano

En busca de uno más

A esta maravillosa ronda del vivir,

Después de un mal día,

De muchos malos días

Porque si ellos fueron necesarios

Para movernos del cielo gris

“Benditos sean”

Por éstos que hoy junto a otros

Vivimos!!

Arelis Juárez


MAL DIA

Un mal día para los que no sueñan y deciden matar portadores de lo singular y diferente,
Un mal día para los poderosos, el imperio y la banca,
Un mal día para los fanáticos, conservadores y kantianos
Un mal día para el Nobel de la paz y la literatura oficial
Un mal día para la nota fácil y la música hueca
Un mal día para farmacéuticas y petroleras
Un mal día para pederastas, corruptos y tratantes de blancas
Un mal día para las fakenews, sus creadores y bribones,
Cualquier día, a cualquier hora
para el que se levanta a la altura de la patria del poeta,
Bebe de sus fuentes y necesita hacerse ser humano
hasta morir.

Jazzcinthya Irais Chaparro Medina



MAL DIA

Dedicado a Don José Moisés & Ricardo Moisés

Nadie piensa que su vida es finita

Como nadie jamás pone límite al deseo de encontrar

en esta vida su propio espacio y tiempo en el que su mente creadora

logre traspasar su propia muerte.

Hoy cavilo silenciosa, hoy no canto,

pues su canto me retumba en los oídos

como sonidos de pájaros en busca de alimento o de buen tiempo.

Octubre se va llevándose el mal día en el que  

la muerte acechante, convirtió nuestras vidas  

en un caos delirante.

… Y aprendimos a saborear el dolor y la alegría

como fuentes necesarias de la salvia de la vida.

Las lágrimas de dolor hoy se confunden, y

el espíritu no sabe si llorar o sonreír.

Porque mientras uno vuelve a la tierra

anhelando florecer como el crisantemo

Llega otro mitigando el dolor de la partida

estrenando sus pasos como páginas en blanco

listas para escribir todo un futuro que ya brilla

como los profundos tonos coloridos de la dalia

que nació el día de su partida.  

Hoy su vida es resplandor puro reflejado en sus hijos

Hoy inesperadamente miramos al futuro con regocijo

porque la vida nunca es muerte

Pues nadie muere sin buscar sus pasos recorridos

para dejar camino libre a los que ama

Y no se muere si uno vive en el corazón

de los que nacen recordando para siempre

a través del propio nombre

la herencia de un destino forjado en el futuro

convertido hoy en presente.

Dolores Granados


MAL DIA

A Federico

Al partir,

da igual la hora,

da lo mismo el lugar…

Cuando se va sin que el sol sea testigo,

cuando apenas asoma la moneda más dorada,

cuando cae del bolsillo de Dios…

regresa al amor,

al trabajo, a la vida.

Iluminando con sus pasos

el recorrido labrado.

Paréntesis fugaz

transformado en palabras

llega desde otros ojos.

Más ancho, más luminoso

se erige en un plano nuevo.

Abrazo a ese ser que se empeña cada día

por despojarse de girones de una máscara inútil.

Trazos, dibujos que brotan

de sus manos como magia

para ojos que se estrenan

en brotes de humanidad.

Eclipsados por el andar de estrella,

de pirata bueno,

de ser inconmensurable a ratos

que acompaña cada día,

cada vez, a pesar de las convenciones

espacio temporales que habitamos.

Nos encontramos

en esta vida

y fue un milagro.

Nos conocimos,

crecimos y seguimos haciendo

más allá de todo.

Presa del amanecer que te roba,

orgullosa de tu navío,

me quedo agujereada

cuando levas anclas.

Montado a un ala,

con plumas gregarias,

tu estela es impecable.

El hallazgo del encuentro

es mítico.

Quisiera que el mundo

pudiera sentir este dolor,

esta falta,

este mal día que se pasa

cuando el cuerpo vuelve a

medir la distancia entre los dos.

Pasa cada vez.

Se repite casi del mismo modo.

Quizás para poder comprender

lo humano

y el gozo de amar.

Mariana Garcia Guschmer

Compartir

Novedades

Selección de poemas 2022.11.24

Anochecer en Manchester 2022.11.27

Selección de poemas 2022.11.17

Categorías Principales

Dejar una repuesta

Dejar un comentario
Nombre

Comentarios